Saltar al contenido

La participación de América Latina en la Segunda Guerra Mundial

16 de septiembre de 2021
La participación de América Latina en la Segunda Guerra Mundial 1

En estos días se celebra el fin de la Segunda Guerra Mundial en territorio europeo, y por eso desde LAH hemos querido hacer un post dedicado a la participación de las naciones de América Latina en la contienda. Para ello, hemos contado con la información extraída de varios artículos publicados por Samuel Leillen.

Si bien en un principio la mayoría de países latinos firmó en Panamá durante 1939 la “Declaración sobre Neutralidad”, el avance de la guerra y la irrupción de Estados Unidos en el conflicto provocó que muchas de las naciones de América Latina se pronunciarán finalmente a favor del bando de los Aliados. El claro punto de inflexión fue el ataque japonés a la base estadounidense de Pearl Harlbor en 1941, siendo desde este momento muy intensa la presión de Washington a los países latinos para que declaraseh la guerra contra las fuerzas del Eje.

Serie web sobre brasileños en la Segunda Guerra Mundial

BRASIL. Fue el país latino que más tropas aportó a la guerra en Europa, enviando 30.000 hombres al frente en Italia. El gobierno brasileño decidió entrar en la guerra a finales de 1942 después de que submarinos alemanes golpearan reiteradamente a la marina mercante brasileña, hundiendo 18 barcos. Brasil comenzó a cooperar con Estados Unidos y numerosos aviones estadounidenses despegaban desde bases en territorio brasileño para sumarse al patrullaje de las costas. En Diciembre de 1942 Brasil pone a su armada bajo el comando operacional de la Marina de EEUU.

El objetivo de la flota alemana de submarinos con sus constantes ataques a la flota brasileña era anular el comercio de materias primas desde Brasil hacia las potencias aliadas.

Brasil tuvo 1.050 víctimas mortales hasta el final de la guerra, 607 de ellos eran civiles. (Otras fuentes apuntan aproximadamente 2000 muertos brasileros).

CUBA. Dos días después del ataque japonés en Pearl Harbor contra los Estados Unidos declaró la guerra al Japón. Más tarde declaró la guerra igualmente a Alemania e Italia. Cuba colaboró activamente autorizando bases navales y aéreas en su territorio, además de ayudar en el patrullaje naval. Durante la guerra, Alemania hundió 5 buques mercantes cubanos y cazasubmarinos cubanos pudieron hundir al submarino alemán U-176. Más allá del la cooperación militar, también fue relevante la exportación de grandes cantidades de azúcar desde Cuba hacía los países aliados.

MÉXICO. En Mayo de 1940 México protesta ante Alemania por la invasión de Bélgica, Los Países Bajos y Luxemburgo y solicita al delegado alemán Arthur Dietrich salir de la república. Durante 1942 Alemania hundió navíos petroleros mexicanos, provocando la declaración de guerra desde el gobierno mexicano, siendo el tercer y último país latinoamericano en entrar en la guerra. La aportación militar de México fue a través de su aviación con el Escuadrón 201 que participó en la guerra del Pacífico, bajo la bandera americana. La hoja de servicio Escuadrón 201 en la guerra incluyó.

• Voló 50 misiones con 293 salidas;

• Lanzó 181 toneladas de bombas;

VENEZUELA. Su papel fue clave como proveedor principal de petróleo a los Estados Unidos. Tras el ataque en Pearl Harbor en Diciembre de 1941, congeló los fondos de todos los ciudadanos que tenían nacionalidad del Eje e implementó (con ayuda de EE.UU.) defensas en sus pozos petrolíferos ante una posible invasión alemana al continente Americano comenzando por Venezuela y apoderarse de su producción de petróleo.

En febrero de 1942, 2 tanqueros venezolanos son torpedeados y hundidos por submarinos del Tercer Reich en aguas del Golfo de Venezuela, tras lo cual, el gobierno venezolano, aunque sin declarar la guerra, pasa a cooperar con el esfuerzo aliado de manera más estrecha. De este modo, se autorizó el uso temporal de bases militares venezolanas por el Ejército y la Armada de los Estados Unidos.

Venezuela mantuvo una relativa neutralidad hasta los últimos momentos de la contienda, cuando finalmente le declara la guerra a Alemania y al resto de los países del Eje en febrero de 1945.

ARGENTINA. La política exterior de Argentina tenía un componente filofascista, manteniendo una conducta poco cooperativa a los intereses de los Estados Unidos y sus aliados y una declarada simpatía por Alemania e Italia. Además durante el periódico bélico permitió la acción de los medios de espionaje del Eje en el país y, hacia el fin de la contienda, aceptó la presencia de refugiados y criminales de guerra nazis.

Acto Nazi durante 1938 en Buenos Aires, mayor concentración Nazi fuera de Alemania

Si bien Argentina comerció con los Estados Unidos y los aliados durante toda la guerra, fue a partir de 1944 cuando viró la actitud del gobierno argentino enfriándose la relación con el Eje y finalmente declarandonle la guerra en marzo de 1945.

En total, se estima, que unos 4.000 argentinos combatieron durante la Segunda Guerra Mundial como voluntarios de los aliados.

La participación de América Latina en la Segunda Guerra Mundial 2
La participación de América Latina en la Segunda Guerra Mundial 2

Admiral Graf von Spee

Uruguay. La Segunda Guerra Mundial tuvo un impulso positivo para la economía uruguaya, se intensificaron las exportaciones de sus productos agropecuarios (especialmente famoso fue el corned beef) para abastecer a los contendientes y esto generó un gran ingreso de divisas y cierta reindustrialización.

El gobierno uruguayo intentó mantener máxima neutralidad, si bien en 1939 jugó un papel importante en una batalla naval entre navíos británicos, neozelandeses y alemanes en el Río de la Plata. El navío alemán, Admiral Graf von Spee, pidió refugió en Montevideo para reparaciones si bien solo le fue concedido permiso para estar en puerto por 72 horas. Mientras tanto, las naves enemigas esperaban al Graf Spee a la salida de las aguas uruguayas. Vencido el plazo el barco alemán salió del puerto de Montevideo y su capitán decidió evacuar la tripulación y hundir voluntariamente el acorazado en aguas del Río de la Plata para que no cayera en manos enemigas.

Finalmente, el 14 de febrero de 1945, Uruguay declaró la guerra a Alemania y Japón y luego se adhirió a las Naciones Unidas.

CHILE. A pesar de girar en la órbita de influencia norteamericana más directa, mantuvo una posición de neutralidad a lo largo de casi todo el desarrollo del conflicto mundial. Al igual que otros países latinos, cuando la derrota del Eje era evidente se unió a los Aliados y terminó declarándole la guerra a Alemania, Italia y Japón a finales de 1945. Es preciso señalar que Chile sólo participó de forma diplomática en la guerra pues no envió tropas a los campos de batalla.

PERÚ. A pesar de la neutralidad oficial, el país andino tuvo una actuación cooperativa con los Aliados, a los que surtió de materias primas ( algodón, plomo, papa y quinina) y para los que defendió esta parte del Pacífico. El accionar de la Marina de Guerra peruana se limitó a la protección de la zona del litoral, rica en recursos energéticos.

OTROS PAÍSES – Ecuador y Paraguay, sólo rompieron relaciones diplomáticas con los países del Eje y lo hicieron entre 1942 y 1943.

Los países centroamericanos lo hicieron bien al lado de México, o bien al lado de Brasil; excepto Costa Rica, que declaró la guerra a Japón el 8 de diciembre de 1941, al mismo tiempo que los Estados Unidos.